26 March 2019
 

Evangelio para el domingo 14 de enero 2018. Estaba Juan con dos de sus discípulos y, fijándose en Jesús que pasaba dice: Este es el cordero de Dios. Los dos discípulos oyeron sus palabras y siguieron a Jesús. Jesús se volvió y, al ver que lo seguían, les pregunta: ¿Qué buscáis? Ellos le contestaron: Rabí (que significa Maestro), ¿dónde vives? Él les dijo: Venid y lo veréis. Entonces fueron, vieron dónde vivía y se quedaron con El aquel día;

 

MIÉRCOLES DE CENIZA

Marzo 6 de 2019

 

Entrada: Con la bendición e imposición de la ceniza se inicia el tiempo de la Cuaresma, tiempo en el que la Iglesia nos anima de una manera especial a volver nuestra mirada a Él, a convertirnos, a morir y renacer con Cristo en una vida nueva.Que durante estos cuarenta días que nos preparan para la gran fiesta de la Pascua podamos experimentar la presencia del Dios de amor. Con espíritu humilde participemos con fe en esta Santa Eucaristía.

 

Lecturas: El Señor nos pide acciones del corazón y no meros actos externos. La salvación que Dios nos ofrece requiere la decisión de retomar el camino a Él. Escuchemos con atención. 

 

Imposición de la ceniza: La bendición e imposición de la Ceniza es todo un sacramental, es decir, un signo sagrado según el modelo del Sacramento de la Penitencia. Recibir la ceniza no puede ser un acto mágico o supersticioso, debe ser la expresión del compromiso de asumir con responsabilidad la preparación de la Pascua. La ceniza recibida es signo de conversión, petición de perdón y confianza en la misericordia de Dios. Reconozcamos públicamente nuestra debilidad e iniciemos el camino hacia la Pascua.

 

Ofrendas: Ante todo, a Dios le agrada la oración, el ayuno y la caridad que se hacen con sincero corazón. Presentemos junto al vino y el pan nuestro anhelo de caminar según los mandatos del Señor.

 

Comunión: Jesús quiere caminar con nosotros durante este tiempo penitencial. Unámonos más a Él, a sus sentimientos, palabras y obras, comulgando con fe y buena disposición.

 

 

 

ORACIÓN DE LOS FIELES

 

Presidente: Hermanos y hermanas, iniciamos una nueva etapa en nuestra vida de discípulos misioneros de Jesucristo: La Cuaresma. Con actitud humilde y penitente, hablémosle a Dios en oración. Unámonos diciendo: Escucha, Señor, a tus hijos arrepentidos

 

  1. Oremos por la Iglesia católica, por el Papa, por los obispos, presbíteros y diáconos, por los religiosos y laicos. Que en este tiempo especial se manifiesten más amigos de la Cruz de Cristo.
  2. Oremos por los gobernantes del mundo y, de modo especial, por los de Colombia. Que su esfuerzo por favorecer a los más pobres contribuya a vivir una de las exigencias de esta Cuaresma.
  3. Oremos por quienes son sordos a la voz de Dios y continúan viviendo en el pecado. Que esta sea la oportunidad que encuentran para convertirse, para enderezar su vida y reconciliarse con sus hermanos.

 

 

 

  1. Oremos por todos nosotros y los demás fieles de nuestra Arquidiócesis. Que este tiempo de Cuaresma, nos lleve al encuentro con Cristo y los demás, y nos motive a la conversión y el arrepentimiento de corazón.

 

Presidente: Apiádate de nosotros, Dios misericordioso, y regálanos en abundancia tu perdón, tu amor y tu gracia, para alcanzar nuestra conversión y reconciliación. Por Cristo nuestro Señor. Amén.

 

 

PRIMER DOMINGO DE CUARESMA

Marzo 10 de 2019

 

Entrada: Habiendo iniciado la Cuaresma, venimos a hacer toda una profesión de fe en Dios, quien a través de su Palabra nos fortalece para vencer las tentaciones. Dejemos que el Espíritu Santo nos lleve al desierto y nos muestre, a través del encuentro con Cristo, la fórmula perfecta para soportar todas las pruebas y dificultades. Participemos con mucha fe y gozo.

 

Lecturas: La escucha y vivencia de la Palabra son los pilares para fortalecernos en las tentaciones y para acrecentar nuestra fe. El Señor nos enseña cómo hacerlo. Escuchemos.

 

Ofrendas: Ofrezcamos a Dios nuestro propósito de vivir estos días especiales de preparación a la Pascua, venciendo todo obstáculo o dificultad.

 

Comunión: Sabiendo que la fuerza para no caer en la tentación procede de Dios, acerquémonos a comulgar con el Pan que da la vida al mundo.

 

ORACIÓN DE LOS FIELES

 

Hermanos y hermanas, por nuestra condición humana nunca estaremos exentos de caer en el pecado, pero Dios, que nos conoce y nos ama, viene en ayuda de nuestra debilidad. Oremos juntos, diciendo: Padre misericordioso, escúchanos

 

  1. Pidamos al Señor para que asista al Papa, a los obispos, presbíteros y diáconos, a los religiosos y laicos en las dificultades que encuentren en su camino.
  2. Roguemos al Señor por quienes son responsables de la dirección y del progreso de los pueblos. Que, conscientes de no defraudar a los ciudadanos, actúen con honestidad.
  3. Confiemos al Señor a quienes pasan hambre o necesidad, a cuantos se sienten agobiados por ancianidad o por enfermedad. Que su fe se fortalezca en toda ocasión.
  4. Supliquemos al Señor por nosotros, familia atlanticense. Que al asumir nuestra misión como discípulos misioneros de Jesucristo, fortalezcamos nuestra labor evangelizadora en la oración sincera y la escucha y aplicación de la Palabra. 

 

Dios nuestro, confiamos en ti; acrecienta la fe recibida en el Bautismo, para que podamos profesarla siempre en medio de nuestras tentaciones y, especialmente, en esta etapa cuaresmal. Por Cristo nuestro Señor. Amén.

 

 

SEGUNDO DOMINGO DE CUARESMA

Marzo 17 de 2019

 

Entrada: Jesús nos invita a contemplar su gloria, celebrando con Él esta Eucaristía: ¡Él es el elegido, el amado! Es hora de hacer nuestro el camino de la cruz, para ver con Él la luz. Animados por la fe, participemos con gozo.

 

Lecturas:Hoy, la liturgia de la Palabra nos invita a ir en subida en nuestro itinerario de fe, para encontrarnos con Aquel que es capaz de transformar la vida del hombre desde las realidades del amor, la esperanza, la justicia y la solidaridad. Dispongámonos a escuchar con atención la Palabra de Dios. 

 

Ofrendas: Con el Hijo muy querido queremos ofrecernos en este domingo al Padre para llegar un día a la meta de nuestra glorificación. 

 

Comunión: Nada podrá separarnos del amor de Cristo, si comulgamos con su Cuerpo. Acerquémonos.

 

ORACIÓN DE LOS FIELES

 

Dejemos que Cristo nos lleve a la alta montaña del Tabor, donde él quiere orar con nosotros y presentémosle nuestras súplicas a Dios Padre. Unámonos diciendo: Señor, ilumina y transforma nuestra vida

 

  1. Pidamos al Señor por la Santa Iglesia, para que, en medio de las dificultades del mundo, viva transfigurada por la esperanza de tu victoria, oremos.
  2. Pidamos al Señor por la paz en el mundo, para que los gobernantes sigan el camino de la razón y abran nuevas posibilidades de diálogo y de acuerdo, que lleven a la construcción de una sociedad que viva en fraternidad y comunión, oremos.
  3. Pidamos al Señor por los que sufren, los enfermos, los abandonados, los sin techo, los que han quedado sin trabajo, los pobres de este mundo, para que puedan ver la luz del Señor en medio de sus dolencias y dificultades.
  4. Pidamos al Señor por los que peregrinamos en esta porción del pueblo de Dios, para que, en el encuentro con Jesús, reconozcamos la voz que hay que escuchar y seguir, y descubramos que el único camino para contemplar la gloria de Dios es a través de la pasión y la cruz.

 

Padre nuestro, recibe bondadosamente estas intenciones que hemos puesto en tu presencia, y haz que, en este camino cuaresmal, escuchando siempre la voz de tu Hijo amado, lleguemos a ser un día sus coherederos en la gloria. Te lo pedimos por Él, que contigo vive y reina por los siglos de los siglos.

 

 

TERCER DOMINGO DE CUARESMA

Marzo 24 de 2019

 

Entrada: El Señor en su infinita misericordia siempre nos da una nueva oportunidad. En cada momento de nuestra vida siempre muestra su paciencia y amor hacia todos los hombres. En este camino cuaresmal seguimos siendo llamados a la penitencia y el perdón: ¡Es tiempo de volver la mirada a Dios!¡Ha llegado el tiempo de la conversión!

 

Lecturas:  El Señor siempre está presente en medio de su pueblo. Él nos conduce de la esclavitud hacia la libertad; de la muerte a la vida. La clave: La conversión. Escuchemos.

 

Ofrendas: Hagamos del santuario de nuestra vida, con todo lo que ella implica, la mejor ofrenda que le presentamos a Dios en este domingo.

 

Comunión: Si queremos resucitar con Cristo tenemos que comulgar con su Cuerpo entregado y su Sangre derramada. Hagámoslo con fe.

 

ORACIÓN DE LOS FIELES

 

Dios es paciente, y también consciente de nuestras miserias. Roguémosle para que nos ayude en el camino de conversión y de la renovación. Oremos diciendo: Señor, ten piedad de tu pueblo.

 

  1. Para que todos los fieles de la Iglesia escuchemos el llamado de Cristo y de la misma comunidad cristiana a mirar dentro de nuestro corazón y arrancar de él todo lo que debemos cambiar, roguemos al Señor.
  2. Para que los que tienen responsabilidad sobre otros sean personas de fe y visión, cercanas al pueblo a ellas encomendado, y preocupadas por su bienestar material y espiritual, roguemos al Señor.
  3. Para que sepamos llevar un poco de calor a aquellos cuyo corazón está vacío y frío, para que descubran la verdadera felicidad en el amor a Dios y a su prójimo, roguemos al Señor.
  4. Para que la Palabra nos lleve a un verdadero encuentro con Jesús y, reconociéndolo como nuestro Rey y Señor, emprendamos un camino real de conversión, roguemos al Señor


Oh Dios de amor y compasión, escucha el grito de un mundo atrapado por el sufrimiento, el egoísmo y el pecado, y haznos libres, decididos y comprometidos en obrar siempre el bien, por medio de Jesucristo nuestro Señor.

 

 

CUARTO DOMINGO DE CUARESMA «LAETARE»

Marzo 31 de 2019

 

Entrada: ¡Qué alegría reunirnos nuevamente para vivir esta fiesta de misericordia y amor! Dios que es bueno nos llama a volver la mirada hacia Él. Conociendo nuestras miserias, sale a nuestro encuentro, nos recibe y nos devuelve la dignidad de ser sus hijos. ¡Se acerca la Pascua: volvamos a la casa del Padre! ¡Él nos espera!

 

Lecturas: ¿Por qué dudamos todavía en volver al Padre, que está siempre dispuesto a perdonar? ¡Es momento de regresar a casa y vivir la fiesta de la misericordia!. Escuchemos con atención la Palabra de Dios.

 

Ofrendas: En esta celebración todas nuestras palabras y gestos están llenos de alegría y agradecimiento. Que también así sea nuestra ofrenda.

 

Comunión: La nueva vida que Dios nos da en Cristo se hace realidad en el Pan eucarístico que recibimos. Comulguemos llenos de alegría.

 

ORACIÓN DE LOS FIELES

 

Oremos a nuestro Padre misericordioso para que su paciencia y su amor sea una invitación constante a todos y a cada uno a volver a Él. Digamos confiadamente: Padre misericordioso, escúchanos 

 

  1. Por la Iglesia, llamada a ser instrumento de salvación y de concordia entre todos los pueblos, para que se comprometa aún más en el anuncio de la misericordia.
  2. Por los gobernantes de las naciones, encargados de regir el progreso y el bienestar de los pueblos, para que no escatimen esfuerzos en la búsqueda de la paz y la justicia.
  3. Por quienes causan grandes males a la sociedad, para que crezca en ellos el deseo de la conversión y busquen acogerse a la misericordia y el perdón de Dios. 
  4. Por todos los fieles de la Arquidiócesis de Ibagué, para que vivamos siempre en actitud de conversión y, alimentados con la Palabra y la Eucaristía, nos preparemos para celebrar una auténtica reconciliación, progresemos en la santidad y crezcamos en la conciencia de ser hijos amados de Dios.

 

 

Señor Dios, Padre bueno, te damos gracias por la alegría del perdón. Ayúdanos a expresar esta gratitud convirtiéndonos en nuevas personas. Por Jesucristo, nuestro Señor.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

QUINTO DOMINGO DE CUARESMA 

Abril 7 de 2019

 

Entrada:Estamos ya en el quinto domingo de cuaresma y venimos a celebrar juntos esta santa eucaristía, conscientes  de que todos somos pecadores, dejemos de juzgar con dureza a los demás y pidamos un sincero arrepentimiento de nuestras faltas.  Vivamos con fe, amor y esperanza esta celebración eucarística. 

 

Lecturas: Las lecturas de este domingo nos recuerdan que quien confía en Dios no debe preocuparse, sino más bien mirar hacia delante, fijarse una meta: Jesucristo y la vida eterna. Nos recuerdan también que tenemos un padre misericordioso que siempre perdona y olvida el pasado. Escuchemos con atención. 

 

Ofrendas: Con el pan y el vino para la Misa, ofrezcamos al Señor una nueva postura frente a los demás: de respeto, comprensión y amor.

 

Comunión: Por la comunión nos unimos más a Jesús y a los hermanos. Formamos un pueblo peregrino, en busca de perdón, para caminar con alegría hacia la Pascua.

 

ORACIÓN UNIVERSAL

 

A Dios, que obra en nuestras vidas la salvación y que es la fuente de nuestras alegrías, oremos sabiendo que Él siempre nos escucha. Digamos juntos: Perdónanos y escúchanos, Señor 

 

  1. Por la Iglesia; para que el comportamiento de Jesús la lleve a vivir su enseñanza con un compromiso de vida auténtico. Roguemos al Señor.
  2. Por el Papa, obispos, sacerdotes, diáconos y religiosos: para que Dios, que hace nuevas todas las cosas renueve, en sus vidas la alegría y el deseo de instruir y de ser misericordiosos. Roguemos al Señor. 
  3. Para que no nos creamos sin pecado y no nos sintamos jueces de los demás, como acusadores de la mujer adúltera, y aprendamos de Cristo a ser comprensivos. Roguemos al Señor.
  4. Por nosotros, por nuestras familias y comunidades: para que este tiempo de Cuaresma obre en nuestras vidas la conversión del corazón. Roguemos al Señor. 
  5. Por los que se sienten acosados y discriminados por tantos lanzadores de piedras; para que reconozcan a Jesús, como el que siempre dispersa a esa gente despiadada, mostrándoles la grandeza de su corazón. Roguemos al Señor.

 

Celebrante: Dios de las misericordias y Padre de bondad, mira las oraciones que con confianza te hemos presentado, encamina nuestros pasos hacia Ti, y haznos testigos de tu amor incondicional. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén

 

 

 

 

 

DOMINGO DE RAMOS EN LA PASIÓN DEL SEÑOR

Abril 14 de 2019

 

Monición para Eucaristía con procesión: Con la alegría del corazón iniciamos la Semana Santa o Semana Mayor. Las palmas y ramos que hemos traído nos recuerdan la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén para consumar su Misterio Pascual. Ahora nosotros vamos a participar de la procesión conmemorando este acontecimiento. Vamos a aclamar a nuestro Señor, vamos a saludarlo cantando con alegría y entusiasmo tal como lo  hicieron los habitantes de Jerusalén en aquel tiempo. Iniciemos esta celebración, conscientes de que es una oportunidad más que nos da el Señor para convertirnos a Él.

 

Monición para las Eucaristías sin procesión: Iniciamos con esta Eucaristía, la Semana Santa o Semana Mayor, en la cual celebramos con toda la Iglesia los misterios de la salvación actuados por Cristo. En este día, acogemos a Jesús como nuestro Rey y Señor, y contemplamos su Pasión. Esta celebración nos invita a hacer profesión de fe, en donde la cruz y la muerte del Señor son en definitiva el camino de su triunfo y Señorío. Participemos piadosamente. 

 

Lecturas: La Palabra de Dios nos invita a acoger la cruz de Jesús, signo del amor del Padre y fuente de vida: sin Cristo, muerto y resucitado, no hay salvación. Escuchemos con atención.

 

Ofrendas: En estos días santos podemos unir más nuestra vida a la de Jesús y con Él ofrecernos al Padre. Hagámoslo desde este momento.

 

Comunión: Para que nuestros pueblos y nosotros, al inicio de estos días especiales, tengamos vida en Jesucristo, comulguemos con el Pan que da Vida.

 

 

ORACIÓN UNIVERSAL

 

Queridos hermanos: Iniciamos no una Semana Santa más, sino la mejor de nuestra vida. Con sentimientos de obediencia, humildad y amor, a ejemplo de Jesús, dirijámonos a Dios, diciendo: Sálvanos y escúchanos, Señor. 

 

1.    Oremos por el Papa Francisco, que ha asumido el gran compromiso de liderar nuestra Iglesia Católica, por los obispos, presbíteros y diáconos, por los religiosos y los laicos. Que esta Semana Santa se convierta en una oportunidad para afianzarnos en la alegría de ser creyentes y así demos testimonio al mundo de que somos discípulos misioneros de Cristo. 

2.    Oremos por las naciones y sus gobernantes, por Colombia y su presidente. Que cada uno, desde su propia condición, nos comprometamos a seguir trabajando por  la justicia, la paz, la vida digna y la ayuda mutua especialmente con los más pobres  y necesitados. 

3.    Oremos por los enfermos y los que tienen grandes dificultades y problemas. Que la experiencia de esta Semana Santa los haga sentir más unidos a la pasión y muerte de Jesús, le encuentren sentido cristiano a sus dolores, y obtengan el consuelo y la ayuda que solo Dios puede darles. 

4.    Oremos por nosotros, para que la fuerza de la Palabra que escuchamos y la gracia del Sacramento que celebramos, nos aliente a dar una respuesta más sincera de fe.

 

Dios Padre, santo y fuerte, que todos los años nos concedes el don de poder celebrar la pasión, muerte y resurrección de tu Hijo, escucha las súplicas que te hemos presentado, y haz que estos días santos sean para tu mayor gloria y santificación nuestra. Por Cristo, nuestro Señor. Amén. 

 

JUEVES SANTO 

“Misa Vespertina en la Cena del Señor”

Abril 18 de 2019

 

Entrada:Alrededor de la mesa de Jesús, nos reunimos como pueblo de Dios para compartir esta cena Santísima. Iniciemos con gozo esta celebración que nos prepara para la gran fiesta, para la noche santa; celebración donde todos reviviremos esa gran entrega de amor del Señor por todos los hombres, que nos conducirá a la vivencia de la gran resurrección de Cristo. Dispongamos nuestro corazón a vivir estos tres días centrales del año litúrgico.

 

Lecturas:Con Jesús, la Pascua celebrada por los judíos tiene un nuevo sentido: Ya no es el recuerdo de la liberación del pueblo de Israel del yugo egipcio; ahora es el memorial de su entrega de amor, es el memorial de su pasión, muerte y gloriosa resurrección. Escuchemos con atención. 

 

Ofrendas:En esta Cena Santa presentemos, además del vino y el pan, nuestra vida y el anhelo de servir, amar y entregarnos a Él de la misma manera como lo hace Dios con cada uno de nosotros.

 

Comunión: Comulgar con el Cuerpo y la Sangre de Cristo debe ser para el cristiano participación en la Pasión redentora de Jesús. En esta eucaristía en que iniciamos el Triduo Pascual dispongámonos, mediante la comunión eucarística, a experimentar conscientemente el Misterio de la Pascua.

 

Antes de la procesión al lugar de la reserva eucarística: Hermanos, ahora el sacerdote se prepara para llevar en procesión a Jesús Sacramentado al lugar de la reserva solemne.  Jesús hecho Eucaristía es presentado como verdadero pan de vida para que lo admiremos, lo contemplemos y lo adoremos. Permanezcamos ante Él en oración y en alabanza, agradeciéndole por los dones recibidos a través del misterio que hoy celebramos, misterio de amor y de entrega. Adorémosle con toda reverencia.

 

 

ORACIÓN UNIVERSAL

 

Queridos hermanos:Hemos compartido el pan de la Palabra y luego seremos comensales en la mesa de esta Cena eucarística. Supliquemos a Dios, como comunidad de discípulos de Jesucristo, diciendo: Todos: Te rogamos, óyenos.

 

  1. Roguemos por la Iglesia, sus ministros ordenados, los religiosos y laicos, para que este Triduo Pascual sea vivido con conciencia clara de ser discípulos y misioneros de Jesucristo, para que nuestros pueblos en él, tengan vida.
  2. Roguemos por los gobernantes, para que en el cumplimiento de su deber ejerzan la justicia y velen por el bien común.
  3. Roguemos por los débiles, los enfermos, los encarcelados, los secuestrados, para que todos tengan vida por el alimento que perdura hasta la vida eterna y se distribuye en esta Cena. 
  4. Roguemos por los religiosos, las personas consagradas, los laicos y animadores de la vida pastoral, para que viviendo plenamente el amor demos ejemplo de unidad y mutuo servicio al mundo.
  5. Roguemos por todos nosotros los que compartimos esta Cena, para que redescubriendo la alegría de creer vivamos las realidades temporales – familia, trabajo, apostolado – como primicia de las realidades eternas.

 

Dios y Padre Nuestro, atiende la oración que tus hijos te dirigen al inicio de este Triduo santo, y haz que sus vidas sean un permanente servicio, a ejemplo de tu Hijo. Que vive y reina por los siglos de los siglos. Amén.

 

 

VIERNES SANTO EN LA PASIÓN DEL SEÑOR

Abril 19 de 2019

Antes de iniciar la celebración: Hermanos, nos congregamos esta tarde, para celebrar la conmemoración de la muerte del Señor, cuyo sentido comprenderemos definitivamente en el día de mañana, al celebrar la Vigilia Pascual.  Jesús nos ha enseñado que el sentido de la vida es el amor, y que el amor verdadero llega hasta el extremo de entregar la propia vida. Seremos contemplativos de la Cruz del Señor, donde tuvo origen la salvación del mundo, y, al comulgar, nos haremos partícipes de su Cuerpo entregado y de su Sangre derramada. Dispongámonos a vivir con mucho recogimiento esta sagrada celebración.

Antes de la postración: El sacerdote y sus ministros se postran ante al altar.  Este gesto de humildad, de anonadación, expresa la pequeñez del hombre frente a la grandeza de Dios.  Unámonos todos, si es posible, poniéndonos de rodillas.

Lecturas:En la pasión, Cristo nos da una gran lección de generosidad.  Esto debe despertar en nosotros una respuesta de gratitud y compromiso serio. El camino de la cruz es el camino de nuestra vida, que debemos recorrer apoyados en Jesús. Al final, Él nos dará la victoria.

 

Oración universal: Concluimos la liturgia de la Palabra con la oración universal.  Las intenciones de esta oración expresan el valor universal de la pasión de Cristo, elevado en la cruz para la salvación del mundo entero. Oremos los unos por los otros.

 

Adoración de la santa cruz: La cruz, instrumento de muerte, es exaltada y venerada ahora como instrumento de triunfo, como árbol del cual brota la vida para todo el género humano.  Al adorar la Santa Cruz reconocemos que este signo ignominioso se ha convertido para nosotros en signo de victoria y expresión de nuestra esperanza.  En Ella adoramos a Cristo que nos trae la victoria sobre el pecado.

 

 

 

 

Comunión:Comulgamos en este Viernes Santo con el pan eucarístico consagrado ayer, y así nos podemos unir más a Jesús, que se entregó a la muerte con el fin de salvarnos a todos.

 

DOMINGO DE RESURRECCIÓN 

VIGILIA PASCUAL

Abril 20 de 2019

 

Monición introductoria de la Vigilia: Esta noche la Iglesia asume el papel de los criados del Evangelio, que, con lámparas encendidas, esperamos y acogemos al Señor resucitado que nos invita a volver a Él y, a sentarnos a su mesa eucarística. Esta noche nos enseña que Cristo resucitado es luz de nuestro diario vivir; proclamamos la Palabra de la salvación que tiene pleno cumplimiento en la resurrección del Señor.

 

Preparación del cirio pascual: Fijemos nuestra atención en el cirio que se prepara, para destacarlo luego como señal de la presencia de Jesús resucitado que brilla en medio de nosotros.

 

Procesión con el cirio: Cristo es la luz que nos sigue guiando en nuestro camino como discípulos misioneros del Señor.  Sigámosla con fe.

 

Pregón pascual: En el canto hacemos más expresiva la plegaria de la Iglesia y con este himno bellísimo del pregón pascual expresamos todos los motivos que nos llenan de alegría en esta noche.

 

Ofrendas: El gozo y la alegría que reflejamos en esta Noche Santa debe ser por nuestra nueva condición de hijos de Dios. Hagamos de nuestra vida renovada, por la resurrección de Cristo, el mejor don para presentar a Dios.

 

Comunión: ¡Verdaderamente Cristo ha resucitado! Con el gozo de saber que Jesús murió y resucitó por nosotros vayamos a comulgar.

 

ORACIÓN UNIVERSAL

 

Queridos hermanos: Sintámonos en esta noche verdaderos discípulos y misioneros de Jesús alegres por su Resurrección y elevemos juntos nuestras voces al Padre del cielo, diciendo:A ti, Señor, lo pedimos con fe.

 

  1. Con toda la Iglesia católica, con el Papa Francisco, los obispos, y demás ministros ordenados, religiosos y fieles laicos, supliquemos la gracia de continuar viviendo nuestros compromisos bautismales en santidad de vida.
  2. Con los dirigentes de las naciones de la tierra y los responsables de velar por el orden público, supliquemos la paz que nos trae en estas fiestas pascuales Jesucristo, muerto y resucitado.
  3. Con las familias de la tierra, con los jóvenes y los niños, supliquemos la gracia de la estabilidad, la responsabilidad y el don de la fidelidad para perseverar en el amor todos los días de la vida.

 

 

  1. Con todos los que estamos aquí reunidos y con aquellos que han sido bautizados hoy, supliquemos la gracia de permanecer al lado de Jesús siendo sus discípulos y sintiéndonos enviados a anunciarlo a otros.

 

Dios y Padre, autor de tantas maravillas, que nos alegras con la Resurrección de tu Hijo, escucha cuanto te hemos pedido con fe y concédenos prolongar la alegría de esta solemne fiesta. Por Cristo, nuestro Señor. Amén.

 

DOMINGO DE PASCUA EN LA RESURRECCIÓN DEL SEÑOR

Abril 21 de 2019

 

Entrada:“¡Cristo vive!”. Con inmenso gozo cristiano por la Resurrección de nuestro Maestro y Señor Jesucristo, nos reunimos en este domingo, el más importante del año, para celebrar esta Eucaristía. Participemos con mucha fe y alegría.

 

Lecturas:A ejemplo de los Apóstoles, la certeza de la resurrección de Jesús, nos debe mover a ser sus testigos y misioneros. Este gran acontecimiento cristiano nos compromete más como sus mensajeros. Nuestra misión: Anunciarle al mundo que Cristo está vivo.

 

Ofrendas: Jesús ha resucitado y nosotros con Él. Presentemos, en este grandioso día de fiesta, todo nuestro ser y nuestra nueva vida al Dios y Padre nuestro.

 

Comunión: Nuestro gozo cristiano es mayor si comulgamos ahora con el Cuerpo de Cristo, que murió y resucitó, y nos da vida nueva.

 

ORACIÓN UNIVERSAL

 

Queridos hermanos: La celebración anual de la Pascua de Cristo y también Pascua nuestra, es motivo suficiente para exultar de gozo. Oremos en este día a Dios que actuó y que continúa haciéndolo en medio de su pueblo.Unámonos diciendo: A ti, Señor, lo pedimos con fe.

 

  1. Oremos por toda la Iglesia  para que desborde de alegría con esta abundante efusión de gozo pascual, haciendo que el papa Francisco, los obispos, presbíteros, diáconos, religiosos, agentes de pastoral y laicos proclamen esta gran noticia de la resurrección, actual y siempre nueva. 
  2. Oremos por todos los gobernantes, para que sientan la gran satisfacción del cumplimento de sus deberes al exigirse honestidad, rectitud y transparencia en todo. 
  3. Oremos por los que sufren: enfermos, secuestrados, desplazados, desempleados, para que siendo testigos de la Resurrección se llenen de la valentía y el optimismo necesarios para luchar contra la adversidad.
  4. Oremos por todos nosotros, para que este tiempo de Pascua, a la luz de la Palabra, redescubramos que Cristo es el único camino, verdad y vida.

 

 

Llegue hasta ti, Dios Creador, nuestra súplica llena de gozo espiritual por la Resurrección de tu Hijo, y haz que por Él nuestros pueblos tengan vida. Por Cristo,nuestro Señor. Amén. 

 

 CELEBRACIÓN DE LA PRIMERA COMUNIÓN

RITOS INICIALES   Procesión de entrada (canto: Ya llegó la fecha)

MONICIONES

Entrada: Jesús nos ha invitado a todos a su mesa, y de una manera especial  a estos niños a celebrar su Primera Comunión. Sintámonos felices de poder vivir este encuentro

 CATEQUESIS DEL PAPA FRANCISCO EN EL AÑO DE LA FE  Año 2013

Queridos hermanos y hermanas, buenos días!  En el Credo profesamos que Jesús "de nuevo vendrá con gloria para juzgar a los vivos y a los muertos". La historia humana comienza con la creación del hombre y la mujer a imagen y semejanza de Dios