26 November 2022
 

 

PRIMER DOMINGO DE ADVIENTO

27 de noviembre de 2022

 Inicial: Comienza hoy un nuevo año litúrgico en el que iremos celebrando de diversas maneras el misterio de la salvación que nos viene de Cristo. Empieza con el ciclo de Adviento, Navidad y Epifanía en el que haremos el memorial del nacimiento y manifestación  del Hijo de Dios hecho hombre por obra del Espíritu Santo en el seno de la Virgen María. Celebremos con gozo y esperanza.

 Corona de Adviento: Ahora encenderemos el primer cirio de la “Corona de Adviento”, en nuestro camino hacia la Navidad. Encendemos, Señor, esta luz, como aquél que permanece vigilando, en vela, esperando para salir el encuentro del Señor que viene. Muchas sombras nos envuelven. Muchos halagos nos adormecen En esta primera semana de Adviento, queremos estar atentos y preparados, como María, para acoger al mensajero que nos trae la mejor noticia, la más profunda y la alegría más verdadera. ¡Ven, Señor Jesús! ¡Ven, Señor Jesús!

 Lecturas: La liturgia de este día nos revela la próxima venida de Jesús y nos invita a prepararnos corrigiendo nuestras malas actitudes y pensamientos para  estar atentos y recibirle en nuestra vida y en nuestro corazón.

 Ofrendas: Presentemos al Señor nuestras ofrendas, tomadas de sus mismos dones y junto con ellas nuestra entrega total, al servicio de Él y del prójimo.

 Comunión: Jesús vino y se quedó con nosotros en la  Eucaristía, caminemos juntos hacia Él, unidos como familia, que lo espera y recibe con gozo.

  ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: en la espera del Redentor, dirijamos nuestras súplicas al Padre que está en el cielo, para que salga al encuentro de nuestras necesidades y de las de todos los hombres. Unámonos diciendo: visita a tu pueblo, Señor.

 Por la Iglesia, para que sea en medio del mundo luz de Cristo, que ilumine y atraiga a todos. Roguemos al Señor

  1. Por los gobernantes de las naciones, par que las rijan con rectitud y justicia y busquen el bien integral de todos los que se las han confiado. Roguemos al Señor
  2. Por los que viven sin sentido, para que encuentren en el testimonio de los cristianos un estímulo para su vida y su esperanza. Roguemos al Señor
  3. Por  esta asamblea eucarística, para que, al prepararse a la venida del Señor mediante la Palabra de Dios, sean luz y alegría en medio del mundo. Roguemos al Señor.

 Oh Dios todopoderoso y eterno, que nos mandas preparar el camino a Cristo el Señor; escucha nuestras oraciones y haz que recibamos dignamente a tu Hijo, que contigo vive y reina por los siglos de los siglos. Amén

 

SEGUNDO DOMINGO DE ADVIENTO

4 de diciembre de 2022

 Inicial: En este segundo domingo de Adviento, la voz de Isaías, el gran profeta del Antiguo Testamento que anunció la venida del Mesías, nos invita a mirar al Señor que viene a salvar a los pueblos y que hará  oír su voz gloriosa en la alegría de nuestro corazón. Celebremos con alegría y esperanza.

 Corona de Adviento: Ahora encenderemos dos cirios de la “Corona de Adviento”. Los profetas mantenían encendida la esperanza de Israel y los pobres del mundo anhelan la liberación. En María se acumulan las esperanzas. Nosotros, como símbolo de la nueva justicia, encendemos estas dos velas. Que cada uno de nosotros, Señor, sea tierra preparada, como María, para que aniden en ella y nos invada el Salvador. ¡Ven pronto, Señor! ¡Ven, Salvador!

 Lecturas: La Iglesia, siguiendo el ejemplo del Bautista, es la voz que clama en el desierto: preparen el camino del Señor. Escuchemos con docilidad de corazón la Palabra de Dios.

 Ofrendas: Ofrezcamos junto con el Pan y el Vino nuestra decisión de vivir convertidos, anunciando a Jesús donde estemos, con nuestra vida, con la palabra y con las obras.

 Comunión: Jesús, el Pan de vida, es nuestra esperanza; que nuestra participación en la sagrada comunión nos fortalezca y nos acompañe siempre. Marchemos como peregrinos a recibirle.

 ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: Salgamos al encuentro del Señor, que se acerca a nosotros con designios de paz y presentémosle confiados nuestra plegaria: Unámonos diciendo: visita a tu pueblo, Señor.

 Por la Iglesia, precursora de Cristo, como Juan  Bautista, para que prepare los caminos del Señor allí donde apenas ha llegado el anuncio de su venida. Roguemos al Señor

  1. Por los que nos gobiernan, para que lo hagan siempre con leyes justas para todos. Roguemos al Señor
  2. Por los enfermos y todos los que sufren, para que puedan experimentar en su vida el consuelo de Dios. Roguemos al Señor
  3. Por todos los que estamos reunidos en esta celebración, para que preparemos el corazón y con buenas obras la venida del Señor. Roguemos al Señor.

 Señor, Dios nuestro, que nos prometes en Cristo la realización de todos nuestros anhelos, escucha nuestras  súplicas. Por Jesucristo, nuestro Señor.

 

SOLEMNIDAD DE LA INMACULADA CONCEPCIÓN DE LA VIRGEN

8 de diciembre de 2022

 Entrada: Celebramos hoy la solemnidad de la Inmaculada Concepción de la bienaventurada Virgen María, que, llena de gracia y bendita entre las mujeres, desde el primer instante de su concepción fue preservada de toda culpa original, por singular privilegio de Dios. Esta solemnidad en el caminar del Adviento, nos recuerda que en la Madre empieza a realizarse el misterio de la encarnación del Hijo, y por eso nos alegramos con María y la celebramos en esta santa Eucaristía.

 Lecturas: María, la llena de gracia, sin pecado, según nos narra el evangelio, acepta gustosamente el plan de Dios para salvar a la humanidad. Por ese hijo, concebido de sus entrañas, nosotros también hemos recibido toda clase de bienes espirituales y celestiales, y el llamado a vivir en santidad. Escuchemos la Palabra de Dios.

 Ofrendas: Toda nuestra vida que no está exenta del pecado, debe convertirse en ofrenda que sube hasta Dios por intercesión de la Virgen María. 

 Comunión: Para lograr nuestra victoria sobre el pecado, a ejemplo de María, comulguemos también con la vida y los sentimientos de Cristo. 

ORACIÓN UNIVERSAL

 Queridos hermanos: Oremos al Señor, nuestro Dios, que eligió a María con vocación singular, bendita entre las mujeres. digamos: Por intercesión de María, escúchanos, Señor.

 Por la Iglesia, que peregrina en este mundo, para que imagen de la humilde mujer de Nazaret, sea la esclava, esposa y madre que llena de gracia a tus hijos. Oremos.

  1. Por toda la humanidad, para que reconozca en María, la nueva Eva, un signo de esperanza que acompaña las pruebas  de la vida y les permita concebir en sus corazones al Hijo de Dios. Oremos.
  2. Por los que sufren, para que la mirada misericordiosa de María se vuelva con piedad hacia ellos y les alcance de ti la fortaleza, esperanza y paz. Oremos.
  3. Por nosotros que nos disponemos a celebrar  la liturgia de la mesa eucarística, anuncio del banquete del  Reino eterno, para que en comunión con María nos comprometamos en la nueva evangelización. Oremos.

 Te pedimos, Señor, que la concepción inmaculada de María, que hoy celebramos, sea fuente de bendición para todos. Por Cristo nuestro Señor. Amén

 

TERCER DOMINGO DE ADVIENTO

11 de diciembre de 2022

Gaudete

Inicial: Hoy es el tercer domingo de Adviento, cuya liturgia se caracteriza por la alegría ante la cercanía del Señor. Una alegría que no debe quedarse en lo puramente exterior sino que debe brotar de nuestros corazones, necesitados de la salvación que nos trae Cristo. Con este gozo que nos llega de Dios comencemos la celebración, cantando y orando, alegrémonos, que es tiempo de salvación.

Corona de adviento: Ahora encenderemos tres cirios de la “Corona de Adviento”, en nuestro camino hacia la Navidad. En Nazaret se rasgaron los cielos por la acogida de una mujer, en el desierto clamó una voz. Se anuncia la buena noticia: el Señor llega. Preparad los caminos, porque ya se acerca. Con su “hágase”, María despejó y preparó el camino al Señor. Cuando encendemos estas tres velas, cada uno de nosotros quiere ser luz que refleje a la antorcha de la mañana. ¡Ven pronto, Señor! ¡Ven, Salvador!

 Lecturas: Hoy, todo nos invita a alabar con alegría y jubilo a Dios, que es fiel. El ama a todos y les ofrece la salvación. Vale la pena, hermanos, tener paciencia y para acogerlo en el corazón  y esperar su segunda venida. Escuchemos con atención.

 Ofrendas: Presentamos los dones de pan y vino para la Eucaristía. Con ellos ofrecemos nuestro compromiso de ser portadores de paz y esperanza y nuestro esfuerzo para preparar la venida del Señor.

 Comunión: Comulguemos con el Cuerpo glorificado de Jesús, el Hijo de María, el Hijo de Dios. Él se nos ofrece como fortaleza y vida.

 

ORACION UNIVERSAL

 Llenos de gozo y confianza en el amor de Dios, que nos salva por medio de su Hijo Unigénito, acudamos suplicantes a su bondad y presentémosle nuestras necesidades. Digamos: Ven a salvarnos, Señor. 

 Por toda la Iglesia, para que en medio de los dolores sepa acoger la alegría del Evangelio y persevere en la verdad de Jesús, como lo hizo la Virgen María.   Roguemos al Señor

  1. Por los gobernantes, para que, inspirados en el mensaje de salvación, dediquen sus esfuerzos a la búsqueda de la paz, la concordia y la armonía entre los pueblos. Roguemos al Señor
  2. Por todos los que sufren, para que confíen en el que viene a traernos la salud y se sientan fortalecidos en las pruebas.  Roguemos al Señor
  3. Por nuestra comunidad parroquial, para que la alegría de las fiestas del Adviento y la Navidad que se acerca nos ayuden a vivir mejor nuestra misión. Roguemos al Señor

 Señor, Dios nuestro, escúchanos; que podamos todos alegrarnos con los signos y prodigios de tu Hijo Jesucristo, Buena Noticia para el mundo, Él que vive y reina por los siglos de los siglos.

 

CUARTO DOMINGO DE ADVIENTO

18 de diciembre de 2022

Inicial: Nos reunimos para la celebración de la Eucaristía en este cuarto y último domingo de Adviento. Que esta celebración nos ayude a completar adecuadamente este camino de preparación para la Navidad que hemos venido recorriendo. Con ojos abiertos y corazón palpitante, participemos de esta celebración.

 Corona de adviento: Ahora encenderemos cuatro cirios de la “Corona de Adviento”, en nuestro camino hacia la Navidad. Al encender estas cuatro velas, en el último domingo, pensamos en ella, la Virgen, tu Madre y nuestra madre. Nadie te esperó con más ansia, con más ternura, con más amor. Nadie te recibió con más alegría. Te sembraste en ella como el grano de trigo se siembra en el surco. En sus manos encontraste la cuna más hermosa. También nosotros queremos entregarnos así: en la fe, en el amor y en el trabajo de cada día. ¡Ven pronto, Señor! ¡Ven, a salvarnos!

 Lecturas: Ante la proximidad del Emmanuel, del Dios con nosotros, es necesario dar pruebas de que ya estamos preparados para estar en su presencia. Escuchemos con atención.

 Ofrendas: Junto con el pan y el vino para celebrar la cena de Jesús, ofrezcamos nuestra esperanza. El Señor, el Rey de la historia viene a salvarnos.

 Comunión Jesús, “el Cordero de Dios” proclamado por el Bautista, nos invita a su mesa. Que esta comunión nos ayude a prepararnos convenientemente a la Navidad.

 ORACION UNIVERSAL

 Dirijamos, hermanos, nuestras súplicas a Dios Padre, por la intercesión de María, modelo de fe y de esperanza, para que la venida del Salvador haga florecer la justicia, la paz y el amor en nuestro mundo. Unámonos diciendo: Revélanos, Señor, tu amor.

 Por la Iglesia, que ha recibido, como la Virgen María, la misión  de dar a luz a Cristo, para que sepa hacerlo presente en medio de nuestro mundo. Roguemos al Señor

  1. Por la sociedad en que vivimos, para que recupere el sentido cristiano de la Navidad. Roguemos al Señor
  2. Por todos los que en las próximas fiestas estarán lejos de sus hogares, para que encuentren en los demás solidaridad, comprensión y ayuda, que mitigue su dolor y su nostalgia. Roguemos al Señor
  3. Por nosotros, que nos disponemos a celebrar la Navidad del Señor, para que vivamos estas fiestas con sentido cristiano, en convivencia fraterna. Roguemos al Señor

 Señor, Dios nuestro, que nos has enviado a tu Hijo, revestido de nuestra condición humana, escucha nuestras súplicas. Por Jesucristo nuestro Señor.

 

NATIVIDAD DEL SEÑOR

MISA DE MEDIANOCHE

24 de diciembre de 2022

 Inicial: Nos hemos reunido esta noche en comunión con todos los creyentes en Cristo, que en todos los países del orbe celebran, como nosotros, la Natividad del Señor. A todos nos ha convocado el mensaje del ángel a los pastores en Belén: “Hoy les ha nacido un Salvador: el Mesías, el Señor”. Celebremos con inmensa alegría.

 Lecturas: El mensaje que Dios nos tiene preparado nos llena de alegría y nos recuerda los acontecimientos de aquel día del nacimiento de Jesús. Dispongamos nuestros corazones para escucharlo.

 Ofrendas: Al presentar nuestros dones al Padre, pidámosle que nos haga participar de la divinidad de Jesús que se ha dignado compartir nuestra condición humana.

 Comunión: Con alegría, guiados por su luz, vayamos al encuentro de Jesús que permanece con nosotros en la eucaristía.

 

ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: En esta noche en que se ha manifestado la bondad de Dios nuestro Salvador, hecho hombre, elevemos nuestras súplicas, confiando no en las obras de nuestra justicia, sino en la infinita misericordia de Dios, que es nuestro Padre. Digamos: Dios de amor, escúchanos. 

 Por la santa Iglesia, que contempla con María al Verbo de Dios hecho carne, para que anuncie con gran alegría que el Señor Jesús, a través de su encarnación, está cerca de todo hombre. Oremos.

  1. Por los hombres que vacilan en su fe: para que la gran luz manifestada en Cristo inunde su conciencia y su vida. Oremos.
  2. Por la familia humana: para que el Señor Jesús reúna a los dispersos, rompa las cadenas de los oprimidos, dé esperanza a los que no la tienen y sostenga los esfuerzos de todos los que trabajan por la justicia y la paz. Oremos.
  3. Por todos nosotros, aquí reunidos: para que acogiendo la gracia de este día, vivamos en la confianza de que Cristo está siempre en medio de su pueblo y camina con nosotros por los caminos del mundo. Oremos.

 Señor Jesucristo, que por el misterio de la Navidad has querido compartir las fatigas y limitaciones de la familia humana, escucha las oraciones de tu Iglesia y haz que arraigue en nosotros la certeza de que la vida eterna consiste en conocer al Padre y en aceptarte a ti como su enviado, que vives y reinas por los siglos de los siglos.

 

NATIVIDAD DEL SEÑOR

MISA DEL DIA

25 de diciembre de 2022

 Inicial: Hoy nos ha nacido el Mesías, el Señor. Celebremos con alegría el nacimiento de nuestro Salvador y que  el gozo que hoy experimentamos se transforme en buenas obras en beneficio de nuestros hermanos.

 Lecturas: La Palabra de Dios ilumina nuestro camino para comprender el misterio de la salvación. Atendamos la voz del mensajero de la paz que ha venido al mundo a proclamar  el amor del Padre y escuchando su Palabra transformémosla en obras de justicia y santidad.

 Ofrendas: Junto al pan y al vino, ofrezcámosle al Señor, nuestra fe en El, nuestra esperanza por un mundo mejor y nuestra caridad para con nuestros hermanos.

 Comunión: Hoy Jesús se nos ofrece de nuevo en la santa Eucaristía, acerquémonos a recibirle  pidiendo que su venida traiga amor y armonía a nuestros hogares.

 

ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: Ha aparecido la gracia de Dios, que trae la salvación para todos los hombres. Oremos confiadamente: Te rogamos, óyenos.

 Por la Iglesia universal, extendida sobre la faz de la tierra, para que sepa llevar a todas las gentes la Buena Noticia de la salvación. Roguemos al Señor.  

  1. Por todos los pueblos, razas y naciones, para que encuentren la paz, don de Dios y fruto del amor y la justicia, y cesen las guerras, la segregación racial y toda clase de opresión y de violencia. Roguemos al Señor.
  2. Por todos los que llevan en su carne la señal de Cristo pobre y paciente: los enfermos, los que pasan hambre, los marginados, los que viven sin hogar, los que no tienen trabajo, los ancianos que viven solos, para que puedan sentirse amados de Dios y sus corazones se llenen de gozo. Roguemos al Señor.
  3. Por nuestra comunidad y nuestras familias, para que esta Navidad sea un incentivo para vivir en armonía buscando la reconciliación y la concordia. Roguemos al Señor.

 Te lo pedimos por Jesucristo, tu Hijo, manifestado hoy al mundo en la humildad de nuestra carne, que vive y reina por los siglos de los siglos.

  

FIESTA DE LA SAGRADA FAMILIA DE JESÚS, MARÍA Y JOSÉ

30 de diciembre de 2022

Inicial: Jesús, hecho hombre, ha tenido necesidad de una familia, donde ha pasado la mayor parte de su existencia sin otro acontecimiento extraordinario que la vida cotidiana, donde ha aprendido la sabiduría de la fe su pueblo y la oración confiada a Dio. La Sagrada Familia se nos propone como modelo de confianza en Dios, de disponibilidad a su plan de salvación y de fidelidad para ponerlo en práctica. Celebremos esta eucaristía encomendando a nuestras familias.

 Lecturas: Las lecturas nos describen las características que debe tener toda familia cristiana. Escuchemos con atención lo que El Señor nos pide en su mensaje.

 Ofrendas: Ofrecemos al Padre celestial el pan y el vino para que por el sacrificio de Cristo, nuestras familias se edifiquen siempre en las virtudes del amor y de la mutua comprensión.

 Comunión: Unidos por el amor de Jesús, María y José, recibamos el alimento para nuestra alma, pidiéndole a Dios que llene a todas las familias cristianas de su amor y su paz.

 

ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: Imploremos la bendición de Dios sobre la gran familia humana y sobre todos los hogares cristianos. Digamos con fe: Renueva nuestras familias, Señor.

 Por la santa Iglesia de Dios: para que en su interior y en las relaciones con el mundo dé la imagen de una verdadera familia que sabe amar, perdonar y valorar a cada persona. Oremos.

  1. Por los gobernantes: para que procuren con tenacidad la solución de los graves problemas de educación, vivienda y empleo que afectan a las familias. Oremos.
  2. Por los padres, para que sepan educar a sus hijos, respetando su personalidad y ganándose su confianza. Oremos.
  3. Por todas las familias, para que sepan discernir los valores permanentes, que es preciso salvaguardar. Oremos.
  4. Por las familias desunidas, por las familias que sufren: para que reciban ayuda y consuelo, fruto de la solidaridad cristiana. Oremos.
  5. Por nosotros, aquí reunidos: para que la Eucaristía que celebramos fomente en nosotros el espíritu de familia. Oremos.

 Dios y Padre nuestro, que quisiste que tu Hijo naciera en el seno de una familia humana, escucha nuestras oraciones, y has de todos los hogares una Iglesia doméstica donde se predique y viva la fe, y donde se practique el amor a Ti y al prójimo. Por Cristo nuestro Señor. Amén. 

 

   MISA DE ACCIÓN DE GRACIAS EN EL FIN DE AÑO

31 de diciembre de 2022

 Inicial: Queridos hermanos, sean bienvenidos a esta fiesta eucarística, en la cual agradecemos a Dios los bienes recibidos durante este año que termina y también nos disponemos a estar abiertos a que su voluntad se cumpla en el año que iniciamos. Celebremos con profunda acción de gracias.

 Lecturas: El Señor fortalece nuestra fe con su palabra. Es para nosotros el mensaje de amor, paz y salvación que Dios nos dedica. Escuchemos con atención.

 Ofrendas: Llevamos hacia el altar los dones para la eucaristía. Con ellos ofrecemos al Señor la alegría y el compromiso de ser hijos suyos, participando con gozo de su compañía infinita.

 Comunión: La comunión nos hace uno con Cristo y con su misión. Vayamos con fe al encuentro del Señor que es para nosotros la guía y fortaleza que necesitamos nuestra lucha contra el pecado.

 ORACION UNIVERSAL

Queridos hermanos: presentémosle al Señor nuestra acción de gracias y a la vez nuestra súplica confiada al finalizar este año que su bondad nos ha concedido. Unámonos diciendo: Dios de misericordia, escúchanos.

 Por la Iglesia Universal, para que siga proclamando en todo momento y en todo tiempo, que Cristo Jesús, es el Señor, el Rey de Reyes, el Salvador. Oremos.

  1. Por el mundo entero, para que en este nuevo año que se inicia, sea propicio para el acercamiento de todos los pueblos, sin distinción alguna y que se desplieguen por todas partes, las banderas de la paz, la justica y la verdad. Oremos.
  2. Por nuestra comunidad parroquial, para que juntos iniciemos, con optimismo y confianza el año venidero, y que con esfuerzo y fe, hagamos realidad los proyectos que la voluntad de Dios ponga en nuestras manos. Oremos.
  3. Por todos los grupos de nuestra parroquia, para que siempre se encuentren dóciles y disponibles a la labor pastoral y que, en la vivencia de su carisma, promuevan siempre la unidad, como camino eficaz, para desarrollar una pastoral de conjunto. Oremos.
  4. Por todos nosotros aquí reunidos, para que encontremos siempre en la Eucaristía, el alimento del espíritu, que nos fortalezca y ayude a profundizar  la verdad de nuestra fe, para amar más al Señor y a los hermanos. Oremos.

 Oh Dios, principio y fin de todas las cosas, recibe la oración confiada de tu pueblo; haznos crecer con la fuerza de tu Espíritu hasta la plenitud de la vida en Cristo. El, que vive y reina por los siglos de los siglos. Amén. 

 

SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA MADRE DE DIOS

1 de enero de 2023

Inicial: Celebramos hoy la solemnidad de santa María, Madre de Dios, en la octava de la Natividad. Aclamamos a la Virgen María como la “Madre de Dios” porque en ella la Palabra se hizo carne y acampó entre nosotros el Hijo de Dios. En este primer día del año pedimos al Príncipe de la paz, el Hijo de María, que la paz verdadera que él trajo con su venida llegue a todos los pueblos de la tierra.

 Lecturas: El Señor fortalece nuestra fe con su palabra que hoy se centra en María y nos muestra su grandeza a través de la historia.  Escuchemos con atención.

 Ofrendas: Al presentar las ofrendas del pan y vino, le pedimos a nuestra Madre del cielo que interceda ante su Hijo, para que nos ayude a renovar nuestros corazones y a crecer en el amor a Dios y en el servicio a nuestro prójimo.

 Comunión: Que la sagrada comunión que vamos  a recibir nos ayude a ser verdaderos discípulos de Jesús y a proclamar con gozo que María es también nuestra Madre.

 ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: con el alma llena de alegría por la maternidad divina de la Virgen María, dirigimos al Padre, que la ha asociado al misterio de la Redención, nuestra oración filial y confiada, diciendo: Escúchanos, Padre, por intercesión de María.

 Por la Iglesia, que peregrina por este mundo en el transcurso de los siglos hasta el gran día de Jesucristo, para que realice fielmente su misión. Roguemos al Señor

  1. Por todas las naciones, para que, superando la guerra y toda clase de violencia, pongan sus riquezas en común al servicio de la gran familia humana. Roguemos al Señor.
  2. Por los que trabajan por la paz, la reconciliación de todos y el reconocimiento de los derechos humanos, para que sus esfuerzos no sean en vano. Roguemos al Señor.
  3. Por nosotros, aquí reunidos, para que el año que comenzamos sea para todos un año de bienes, año de gracia. Roguemos al Señor

 Dios todopoderoso y eterno, que santificas el tiempo con tus intervenciones salvadoras, concédenos la paz, que el mundo no puede dar, para que te sirvamos todos los días de nuestra vida. Por Jesucristo, nuestro Señor.

 

SOLEMNIDAD DE LA EPIFANIA DEL SEÑOR

8 de enero de 2023

Inicial: Celebramos hoy la solemnidad de la  Epifanía del Señor, su manifestación a todas las naciones. Como los sabios de Oriente, también nosotros hemos llegado hasta aquí, guiados por la estrella de nuestra fe. Y aquí nos encontramos con el Señor. Celebremos con espíritu de adoración.

 Lecturas: Jesús: Luz en la oscuridad, viene a iluminar nuestras vidas y se nos manifiesta gloriosamente en las escrituras. Dispongámonos a escucharlo.

 Ofrendas: Unidos al  pan y al vino que llevamos al altar, ofrezcamos al Señor lo mejor que tenemos: todo nuestro amor y pidámosle que lo aumente y nos ayude a amar sobre todo a los que nos hacen el mal

 Comunión: Todos estamos llamados a formar con Cristo un solo cuerpo. Al acercarnos a recibir este Pan celestial, pidamos a Dios que nos haga partícipes de su gracia y de su perdón.

 

 ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: presentemos nuestras oraciones al Señor en este día santo en que Dios ha manifestado su poder a las naciones, la salvación a los pueblos y a nosotros la luz de su gloria. Unámonos diciendo: Ilumina a todos los pueblos, Señor. 

 Por la santa Iglesia de Dios, para que ilumine a los hombres con la luz que resplandece en el rostro de su Señor, disipe las tinieblas de los que viven en el error y dé ánimo a los fieles a fin de que se decidan a hacer brillar la luz de Cristo ante todas las naciones. Roguemos al Señor.

  1. Por los gobernantes: para que en sus decisiones busquen lo que conduce a la paz y  a la justicia. Roguemos al Señor.
  2. Por los enfermos y por cuantos luchan y sufren sin esperanza: para que se les manifieste el amor de Cristo que les conforte en la prueba. Roguemos al Señor.
  3. Por nosotros, aquí reunidos ante el Señor, como los sabios, para ofrecerle el homenaje de nuestra adoración, para que alumbre  nuestros corazones, y seamos luz de Cristo en medio del mundo. Roguemos al Señor.

 Escucha nuestras oraciones, Dios todopoderoso y eterno, y haz que los que hemos conocido y adorado a tu Hijo Jesucristo, vivamos siempre como hijos de la luz y nos esforcemos por iluminar con su luz a todos los pueblos y naciones. Por Jesucristo, nuestro Señor.

 

   FIESTA DEL BAUTISMO DEL SEÑOR

9 de enero de 2023

 Inicial: Celebramos hoy la fiesta del Bautismo del Señor. Jesús, se manifiesta como el siervo de Dios, ungido por el Espíritu Santo, el Mesías, proclamado Hijo suyo por el Padre, para manifestar a todas las gentes la Buena Noticia de la salvación. Celebremos esta eucaristía, renovando nuestra fe bautismal.

 Lecturas: Las lecturas de hoy están escogidas para ayudarnos a comprender el significado de este acontecimiento y descubrir, más allá de las apariencias, que Jesús es el Hijo amado de Dios, ungido por la fuerza de su Espíritu para una misión de salvación. Con mucha atención escuchemos esta Buena Nueva.

 Ofrendas: Con las ofrendas de pan y vino, presentemos también al Señor nuestras ilusiones y esperanzas.

 Comunión: Acerquémonos ahora a ponernos en comunión con Cristo y con toda la Iglesia, de la que somos parte, recibiendo a Jesús en nuestros corazones en el Pan Eucarístico.

 

 ORACION UNIVERSAL

 Queridos hermanos: Oremos a Dios Padre, que en el bautismo nos reconoció como hijos amados suyos. Unámonos diciendo: Escucha, Señor, nuestra oración.

 Para que en nuestras comunidades parroquiales se cuide cada vez más la iniciación cristiana en todas sus dimensiones de modo que de verdad conduzca a una vivencia de la fe en la comunidad de la Iglesia.  Roguemos al Señor.

  1. Para que los padres cristianos, al presentar a sus hijos para el bautismo, sean conscientes de su responsabilidad de educarlos en la fe de la Iglesia. Roguemos al Señor.
  2. Para que cuantos se sienten oprimidos y habitan en las tinieblas abran las puertas a Cristo, luz de las naciones. Roguemos al Señor.
  3. Para que todos los bautizados en Cristo, amados y elegidos de Dios, ungidos por el Espíritu Santo, pasemos, como Cristo haciendo el bien y curando a los oprimidos por el mal. Roguemos al Señor.

 Dios, Padre nuestro, en la persona de tu Hijo amado nos has revelado a tu servidor, enviado tuyo para liberarnos e iluminarnos; escucha las súplicas de tus hijos. Por Jesucristo, nuestro Señor.